fbpx
+34 636 584 420 hola@verastronomia.com

10 trucos para que no se empañe el telescopio

Si tienes telescopio, o incluso si eres fotógrafo habitual, seguramente sabrás que en invierno y en condiciones de mucha humedad es fácil que se empañe el material. Y en el caso en particular de los oculares, si ya antes era habitual que se empañaran, ahora con las mascarillas es mucho más fácil. Afortunadamente no todo está perdido y tenemos algunos recursos que podemos utilizar para evitar que se nos empañen nuestros instrumentos. Ya hemos dado consejos para no pasar frío cuando salimos con el telescopio así que ahora toca conocer trucos para que no se empañe el telescopio.

Consejo 1.- No uses paños antivaho

Este consejo lo ponemos el primero porque nos parece el más importante. Muchas de las ópticas que utilizamos tienen tratamientos especiales para ofrecer una imagen nítida y sin halos, por lo que si aplicamos un producto químico antivaho, corremos el riesgo de estropear ese tratamiento y dejar muy maltrecha la óptica. Por lo tanto, nunca uses paños antivaho para este cometido.

Consejo 2.- Toallitas limpiagafas para objetivos

Muchos fotógrafos profesionales nos han aconsejado hacer uso de toallitas limpiagafas para limpiar objetivos, una vez que ya se han empañado. Nosotros lo hemos probado y funciona perfectamente. Eso sí, usadlas solamente en objetivos, no en telescopios, para evitar lo que hemos comentado en el punto anterior.

Consejo 3.- Aguanta la respiración

Puede sonar a broma, pero si tienes que usar mascarilla para observar, os aconsejamos que aguantéis al máximo la respiración porque es difícil evitar que se empañe un ocular haciendo uso de una mascarilla. Así que si puedes hacerlo, coge aire, observa, retírate y respira y luego vuelves a observar.

Consejo 4.- Los newton se empañan menos

Los tubos newtonianos tienen el espejo en el fondo del tubo, por lo que están muy protegidos de la humedad al no estar tan expuestos. Por lo tanto son tubos que cuestan mucho empañar. Este punto nunca va a ser decisivo para comprar un tipo de tubo, pero es interesante que sepáis que es una ventaja de los mismos. Pensad también que hablamos de los newton puros, ya que hay tubos como los Smith-Newton que tienen una lente en la parte frontal del tubo y esa lente se empaña con facilidad.

Consejo 5.- Usa siempre el parasol

Los objetivos fotográficos suelen venir con un parasol. Si lo tienes, úsalo siempre ya que protegerá tu óptica de la humedad y de roturas en caso de una caída de la cámara.

Los tubos newton puros son prácticamente como un parasol todo él así que, como hemos dicho antes, no te van a dar tantos problemas de humedad.

Los refractores suelen traer siempre un parasol incorporado que nos ayudará a luchar contra la humedad. No son perfectos y en condiciones de alta humedad es posible que necesitemos añadir algún otro elemento pero algo ayudan.

Finalmente, los tubos que más problemas nos van a dar en cuanto a humedad son os catadióptricos, es decir, los Smith-Cassegrain y los Maksutov. Afortunadamente, venden para ellos parasoles consistentes en un trozo grande de plástico que se enrolla en forma de cilindro y se coloca en la boca del tubo. Como consejo os diremos que este tipo de parasol puede ser fabricado por nosotros mismos con un trozo de esterilla barata de Decathlon y pegando un trozo de velcro adhesivo en los extremos. De esa forma, por poco dinero, podremos fabricar nuestro propio parasol.

Consejo 6.- Usa cintas calentadoras

Las cintas calentadoras funcionan francamente bien. Soy de la opinión de que en general tienen que ir acompañadas de un parasol, pero junto con éste evitan que se empañen. Actualmente podemos encontrar cintas muy baratas en tiendas chinas, aunque evidentemente siempre nos darán más garantías las de los fabricantes de material astronómico. 

Las cintas calentadoras deben usarse colocadas a la altura de la óptica del tubo y también en el ocular. Si eres astrofotógrafo, en lugar de poner una cinta alrededor del ocular, la tendrás que poner alrededor del tubo de guiado, por lo que al final siempre necesitaremos un par de cintas.

Las cintas tienen un consumo eléctrico relativamente alto, por lo que es recomendable disponer de una buena batería para alimentar todo el equipo.

Hemos podido probar cintas que funcionan conectadas a puertos USB y no son muy buenas. En condiciones de poca humedad pueden funcionar y pueden servirte si vas a montar una cámara en algún lugar alejado del coche y no puedes cargar con una batería grande. Sin embargo cuando las cosas se ponen feas y aprieta la humedad, las cintas USB no pueden con ella. Por eso te aconsejamos siempre cintas conectadas a 12v que, estas sí, llegarán incluso hasta desempañar las ópticas empañadas.

Consejo 7.- Fabrica tus propias cintas

Como hemos dicho, ahora es fácil encontrar cintas baratas. Pero de todas formas es posible fabricar nuestras propias cintas calentadoras con velcro de doble cara y resistencias o con hilo de Kanthal (como el que llevan los cigarrillos electrónicos). La ventaja de fabricar nuestras propias cintas es que podemos dar el tamaño correcto a cada cinta, además de que nos saldrán muy baratas.

En futuros post incluiremos un tutorial de fabricación de cintas calefactoras.

Consejo 8.- Conecta tus cintas a un termostato

Puedes usar dos tipos de dispositivos: un regulador de corriente o un termostato. Estos dispositivos nos servirán para reducir el consumo eléctrico y además podemos fabricarlos nosotros mismos. 

De los dos dispositivos, el más adecuado es el termostato. Tendríamos que poner el sensor de temperatura en una de las dos cintas que tengamos y fijaremos la temperatura del termostato en unos 3 grados por encima de la temperatura ambiente (con lo cual, tendremos que llevar otro termómetro para saber la temperatura ambiente).

Si eres muy manitas puedes usar un arduino y un sensor de temperatura y humedad para calcular el punto de rocío y activar o desactivar las cintas cuando sea necesario.

Consejo 9.- Ventilador para los newton

Puedes adquirir, o adaptarte tú mismo, un disipador para tubos newton. Estos disipadores se fijan al final del tubo y ayudan a que el espejo no se empañe. De todas formas, como ya hemos dicho, es difícil que un newton se empañe, salvo que tenga poca distancia focal.

Consejo 10.- Mételo en el coche

Pues eso, si se te empaña el tubo y no eres capaz de desempañarlo, mételo en el coche y espera un rato. Esto a nosotros nos ha servido muchas veces para poder continuar la observación al cabo de media hora, así que tenlo en cuenta como solución de emergencia. Aunque si se te empañó, lo más probable es que al rato de volver a instalarlo vuelva a ocurrir.

 

Para terminar simplemente recordar que los telescopios y la humedad se llevan francamente mal, por lo que es recomendable dejarlos secar antes de guardarlos. Si puedes llevarlo en el coche de camino a casa, fuera de su caja y de forma segura, hazlo. Y sino, en cuanto llegues a casa, sácalo y quítale las tapas para que se seque durante la noche y ya por la mañana lo puedes guardar. La humedad puede crear hongos fácilmente en nuestros tubos.

Deja un comentario

¿Te ha gustado el artículo?

Si te ha gustado el artículo o si te ha quedado alguna duda, déjanos un mensaje. Siempre agradecemos recibir vuestra opinión.

Comentarios recientes

    Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando das tu consentimiento y aceptas nuestra política de cookies. Pincha en el enlace para más información.    Más información
    Privacidad